No podemos negar la idea de que “ya era hora de que Nintendo se metiera en el mundo de los dispositivos móviles”. Prueba de ello es el éxito de la compañía con su lanzamiento en iOS y Android de Pokémon GO.  Para convencernos, sólo tenemos que mirar cómo han subido sus acciones desde el pasado 8 de julio.

 

El título aún no se ha publicado en las tiendas virtuales de todo el mundo y ya está causando sensación. Así lo refleja la subida que comentábamos, que ya ha llegado a un 10% en Tokio, y que ha quedado finalmente en un 8,94%.

 

Aunque aquellos que han podido probar el juego parecen estar contentos, habrá que esperar algún tiempo. Por un lado Nintendo debe publicar el sistema de compras in game. Por otro habrá que ver la respuesta que tendrán los servidores ante el aluvión de peticiones que recibirán una vez publicado. Pokémon es una franquicia muy poco querida por los fans de la compañía nipona. La llegada de un juego en este formato tan original, resulta ser un acierto. Quizá lo más llamativo es cómo aprovecha la tecnología de la realidad aumentada.

 

La duda a plantearnos es cómo gestionará el consumo de datos y el gasto de la batería. No olvidemos que utiliza la localización GPS. El consumo de datos de los smartphone suele ser un problema. Recordemos un Godus que, si nos descuidábamos, podía consumir nuestra tarifa sin que nos diésemos cuenta.

 

Como siempre ocurre con estos grandes lanzamientos, será necesario un periodo de rodaje para comprobar si su éxito será real. Al menos este hecho prueba que el movimiento de Nintendo hacia estos nuevos dispositivos era deseado. Si algún nombre puede hacer que la compañía triunfe, este es Pokémon. Aunque recordemos otros como Super Mario, The Legend of Zelda o Metroid.